FANDOM


45px-DialogosD.png


Bringing the House Down es la penúltima misión de Donald Love y ultima de 8-Ball que hace transcurso en Grand Theft Auto: Liberty City Stories. El argumento de la misión consiste en la destrucción de Fort Staunton y el final de la Familia Forelli.

Diálogos

Preparativos

8-Ball llama por teléfono a Toni.

  • 8-Ball: ¿Tío? Soy 8-Ball. Los petardos ya están listos.

La llamada finaliza.

Misión

Toni llega a la tienda de 8-Ball y lo encuentra junto a una furgoneta Rumpo.

  • 8-Ball: Mira, esta camioneta va cargadita. ¿Me explico? Conduce con cuidado.

Acto seguido, 8-Ball recibe una llamada de Donald en su teléfono móvil.

  • 8-Ball: ¿Sí? Todo en orden. Claro. Ahora se pone.

Le entrega el teléfono a Toni.

  • Donald: Toni, estamos a un trabajito de ser fabulosamente ricos. Hemos repasado los planos de Fort Staunton. Sus puntos débiles están a lo largo del antiguo metro que va por debajo del área.
  • Toni: ¡Genial, Don! Solo tengo que burlar a un centenar de italianos pirados.
  • Donald: Tú entra por el túnel de Porter y encontrarás el camino sin problemas.

La llamada finaliza, Toni se sube a la furgoneta y se dirige a la entrada del túnel. En el camino, es interceptado por dos Forellis.

  • Toni: ¿Qué hacen aquí los Forelli?

No obstante, Toni logra evitar que destruyan la furgoneta y llega a las construcciones del túnel, en donde encuentra a dos obreros.

  • Obrero: ¡Sal de aquí a toda pastilla!

Toni asesina a ambos y planta la bomba. Luego, se dirige a la antigua estación del metro y planta la segunda bomba, pero se encuentra a otro obrero.

  • Trabajador: ¡Eh! ¡Se supone que no puedes estar aquí!

A continuación, Toni asesina al trabajador y planta la bomba restante. Luego huye del metro y la explosión destruye todo el distrito. La misión finaliza.

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.